white pill provigil 200 mg provigil and modalert adrafinil vs provigil provigil and bruising provigil 5000 injection
Inicio / CINE Y TV / Yesterday ÉTICA Y REALISMO MÁGICO A LA INGLESA, por Alfonso Molina

Yesterday ÉTICA Y REALISMO MÁGICO A LA INGLESA, por Alfonso Molina

Yesterday 2
Esta comedia propone una visión traviesa y crítica de la historia que no sucedió —”¿qué hubiera pasado si…?”— y un homenaje a la cultura británica. Y quien lo hace es un hijo de inmigrantes.

Hay canciones que solo se conocen y se recuerdan por su título original. Ningún italiano dice Ieri al referirse a una balada universal, ningún francófono dice Hier, ningún hispanohablante dice Ayer, pero todos dicen Yesterday al hablar de la legendaria canción de Paul McCartney que The Beatles popularizaron en 1965.

Dicen que es el tema más versionado en el mundo desde entonces. Y es el punto de partida de un guion de Richard Curtis —escritor de Notting Hill (1999) y Love actualy (2003), dos memorables comedias románticas  británicas— que se plantea la existencia de un mundo que no conoce al cuarteto de Liverpool y por supuesto tampoco ha escuchado Yesterday ni ninguno de sus temas emblemáticos. A partir de ese desconocimiento surge una trama más que interesante sobre la honestidad, la música, el amor y una especie de realismo mágico a la inglesa.

Yesterday se desarrolla en la Inglaterra del siglo XXI. Jack Malik (Himesh Patel), un humilde y joven cantante británico, de origen indio, de la localidad costera de Suffolk, intenta abrirse paso —infructuosamente— en la industria musical británica, junto con Ellie (Lily James), su joven mánager, hasta que un misterioso apagón mundial lo hace víctima de un accidente automovilístico. Cuando despierta en el hospital e intenta reingresar a su vida cotidiana se da cuenta que nadie conoce a The Beatles. Ese cantante se encuentra en un mundo que ignora el más grande emblema de la música popular del siglo pasado que inauguró y propagó internacionalmente un estilo de vida inconforme y rebelde… apenas 56 años atrás.

Danny Boyle —realizador inglés de filmes emblemáticos como Shallow Grave (1994), Trainspotting (1996) y Slumdog Millionaire (2008), entre otros— es el encargado de dirigir esta comedia musical romántica que trabaja el tema de la honestidad como un conflicto íntimo, tanto en el plano de la autoría intelectual como en el del amor genuino. Jack se convierte en estrella cantado temas como Let it be, The long and winding road, I wanna hold your hand, Something, Hey Jude, All you ned is love y otras tantas que se popularizaron en el mundo. Solo él sabe que no las compuso pero no puede explicarle a los demás que sus autores originales existieron. Allí reside el conflicto ético de Jack, No se ha ganado el éxito con su esfuerzo sino con su admiración por The Beatles. Él sabe que está mintiendo pero encuentra el recurso para reafirmarse ante los demás y ante sí mismo. Pero la trama plantea algunas dudas y otros tantos problemas.

Es la primera comedia romántica que dirige Boyle, pero tiene muchos elementos de sus obras anteriores: el humor negro de Shallow grave, el realismo urbano de Trainspotting, la ironía absurda de Slumdog Millionaire. Pero esta vez trabaja su historia en una realidad paralela a través de ese realismo mágico que abre oportunidades a partir de la cotidianidad. El realizador inglés se da el lujo de incluir a Ed Sheeran interpretándose a sí mismo, quien le hace un guiño a su propia admiración por el cuarteto que abandonó el rock and roll original y primitivo para transformar la  música popular sajona en una tendencia innovadora. Su nuevo film me recordó Across the universe (2008), de la realizadora norteamericana Julie Taymor, que abordó la renovación social, política y cultural de los años sesenta en EEUU a partir de la historia de amor de Jude y Lucy, hilvanada por canciones de The Beatles.

Esta comedia propone una visión traviesa y crítica de la historia que no sucedió —”¿qué hubiera pasado si…?”— y un homenaje a la cultura británica –quien lo hace es un hijo de inmigrantes–, lo que incluye una invitación a recordar que Strawberry Field es un lugar real aunque olvidado de Liverpool, y también a imaginar una nueva vida de John Lennon (Robert Carlyle), sin duda una de las mejores secuencias del filme.

YESTERDAY (Yesterday), Reino Unido, 2019. Dirección: Danny Boyle. Guion: Richard Curtis. Fotografía: Christopher Ross. Montaje: Jon Harris. Música: Daniel Pemberton. Dirección de arte: Patrick Rolfe. Elenco: Himesh Patel, Lily James, Kate McKinnon, Ed Sheeran, Ana de Armas, Lamorne Morris, Sophia Di Martino, Robert Carlyle, Joel Fry, Ellise Chappell, Harry Michell. Distribución: Bolívar Films.


Sobre Alfonso Molina

Venezolano, periodista, publicista y crítico de cine. Fundador de Ideas de Babel. Miembro de Liderazgo y Visión. Ha publicado "2002, el año que vivimos en las calles". Conversaciones con Carlos Ortega (Editorial Libros Marcados, 2013), "Salvador de la Plaza" (Biblioteca Biográfica Venezolana de El Nacional y Bancaribe, 2011), "Cine, democracia y melodrama: el país de Román Chalbaud" (Planeta, 2001) y 'Memoria personal del largometraje venezolano' en "Panorama histórico del cine en Venezuela" (Fundación Cinemateca Nacional, 1998), de varios autores.

Te interesa

Caracazo (1)

Leyendo de pie DEL CARACAZO A LAS HOGUERAS DE QUITO, por Ibsen Martínez

Los motines y saqueos del Caracazo —hace ya de todo aquello 30 años— han sido …

Deja un comentario